Lavados nasales: ¿que podemos hacer con los mocos de mi hijo? ¿son buenos los lavados nasales? ¿y los sacamocos?. Las preguntas se agolpan y voy a deciros lo que opino.

En invierno nuestros pequeños tienen continuos mocos en la nariz y los resfriados se repiten durante los meses de frío. La congestión nasal no les deja descansar ni comer tranquilos. ¿Que  podemos hacer? ¿son buenos los lavados nasales? ¿y los sacamocos? las preguntas se agolpan y voy a deciros lo que opino.

Los lavados nasales son una herramienta muy eficaz para eliminar los mocos de la nariz, sobre todo en los mas pequeños que aun no saben sonarse la nariz. Los lavados nasales reducien la mucosidad nasal y conseguiremos que el pequeño respire, coma y descanse mejor. Además, evitaremos los vómitos e infecciones y necesitaremos menos medicinas para tratar los resfriados.

Una buena técnica de lavado nasal es sencilla de realizar. En niños recomiendo utilizar ampollas de suero fisiológico isotónico (5 ml) administradas con un aplicador sencillo y especial para evitar daños en la nariz del pequeño (por ejemplo el comercializado por fluirespira).

También recomiendo el uso de aspiradores nasales anatómicos o sacamocos. Es un pequeño artilugio, sencillo que permite extraer el moco que no ha sido arrastrado por el suero fisiológico, reducirá aun más la congestión nasal. Está científicamente demostrado que el sacamocos es seguro y que reduce la probabilidad de padecer sinusitis y otitis medias agudas. El sacamocos no tiene que ser muy sofisticado, existen varios modelos y todos son eficaces. Siempre que saque mocos, servirá.

En niños mayores y adultos, no emplearemos sacamocos pero sí los lavados nasales. Por el mayor  tamaño de las fosas nasales, las ampollas de suero fisiológico serán insuficientes y usaremos jeringas de 20 cc con suero fisiológico, aplicado lentamente. ¡Cuidado! cuanto mas horizontal esté la jeringa, mejores resultados y menores molestias ocasionará.

Mi recomendación: un buen lavado nasal, realizado 2 veces al día, mejorará la calidad de vida de vuestros pequeños dejándole que respire, coma y descanse mucho mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *